El jueves, a la 8 de la mañana, desde la ventana de mi despacho en la Playa de Santa Cristina, disfruté de un precioso espectáculo, muy propio de...